¿ME QUIERO, NO ME QUIERO…? - Psicolink

¿ME QUIERO, NO ME QUIERO…?

Rocío Quemada del Pino

Qué fácil nos resulta estar presentes para los demás, tratarles bien, mirarles con cariño…  y qué difícil nos parece hacer esto con nosotros mismos. Cuántas veces habré escuchado la frase “si es que no me gusta como soy, no me caigo muy bien” ¿Cómo puede ser esto posible? Si hay alguien que te va a acompañar a lo largo de toda la vida, ese eres TÚ. 

Cuando ocurre esto, estamos hablando de baja autoestima y este es uno de los problemas más frecuentes que acuden a consulta.

La autoestima es como me siento yo respecto a mí mismo. Tener una adecuada autoestima es reconocerse como alguien valioso, que tiene fortalezas y cualidades, pero que también se equivoca a veces. 

Pero ojo, que estamos de suerte, la autoestima se puede mejorar. Con mucho esfuerzo y muchas ganas, podemos llegar a aceptarnos y querernos a nosotros mismos como compañeros del viaje de la vida. 

¡Atento/a!  Estos seis tips te pueden ayudar a aumentar tu autoestima.

1. No te compares con los demás. 

Tú eres tú, con tus fortalezas y debilidades y no por ello eres menos que el de enfrente, simplemente eres distinto. 

2. Dedícate tiempo. 

Tú eres importante para ti, e igual que los demás necesitan de tu tiempo, tú también. De las 24 horas que tiene el día saca un rato para ti, como si son unos minutos para darte un pequeño paseo, una buena ducha, verte eso en la tele que tanto te gusta o lo que más te apetezca hacer. Pequeñas cosas, la cuestión es mimarte un poco cada día. 

3. Respétate y háblate bien. 

Sé amable contigo mismo. Trata de hablarte como si lo hicieses con un amigo o con alguien a quién quieres. Hablarte desde la crítica, el reproche o culparte, solo va a hacer que te sigas machacando y que al final termines creyéndote lo que te dices. Recuerda que el lenguaje crea realidades. 

4. Felicítate cuando hagas algo bien.

Es imposible que lo hagas todo mal, seguro que hay cosas que estás haciendo bien, pero estás tan centrado en tus fallos que los aciertos pasan desapercibidos. 

5. Perdónate 

No sigas trayendo al presente aquello que no hiciste bien en el pasado. Pasa página. Hazte críticas constructivas y que te ayuden a avanzar, prohíbete las críticas que te tiren para abajo. 

6. Acéptate como eres

Tú eres tú, con lo bueno y lo malo y estás en constante cambio. Nada es para siempre, todo lo que quieras lo puedes modificar. Tu eres importante para ti, porque sin ti no eres nada. Tu eres el protagonista de tu vida, créetelo y empieza a vivirla contigo en el centro.

Nadie ha dicho que esto sea fácil, pero tampoco imposible. Trata de dedicarte cada día un rato a ti. Pero un rato de calidad en el que no te estés comparando, te respetes, te felicites, te perdones y te aceptes. Trata de ser tú contigo mismo y conocerte mejor. 

Rocío Quemada del Pino

Comparte este contenido

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

;
1